Entre el tacón de la bota y la cuchilla


El cielo es la pista de patinaje
que saboreo con la mirada pícara.
Es ese campo de riesgos
que me arrastra y desliza
irremediablemente,
hacia el centro inequívoco de tu amor.

Cerrar los ojos sería un error
para mi naturaleza débil
que juega con la tuya, feroz,
a darle besos de maniobras
a mi espalda bajo tu voz.

Mis pies tiemblan
sobre el agua del cielo,
que discurre con su azulejo
a tu mar, abierto de abrazos.

El cielo es la pista de patinaje
donde el suelo no es regular,
me tomas si caigo al volar
porque sabes que,
aunque no me alcancen las ruedas,
no nos podemos perder,
no queremos escapar
de piruetas que juegan,
con la gravedad.







copyright © . all rights reserved. designed by Color and Code

grid layout coding by helpblogger.com